Blog

5 datos sobre los envases para helados

¡El verano ya nos va diciendo adiós! Sin embargo, seguro que, a más de una persona, le queda algún que otro helado por comer, ¿verdad? 🙂

Precisamente, en este post, queremos hablarte de cómo debe ser los envases para la venta de helados. ¿Vienes a descubrirlo? ¡Te mostramos cinco datos que quizá no sabías!

  • Son, fundamentalmente, de PLÁSTICO. Esto es así porque los materiales plásticos son capaces de conservar los alimentos en mucho mejor estado y mantener todas las propiedades del alimento de forma segura.
  • Deben mantener cierto grado de humedad y soportar temperaturas bajísimas. Como sabes, los helados se guardan en congeladores, por lo que los envases deben aguantar dichas condiciones de temperatura y humedad.
  • También deben ser muy resistentes. Al estar en congeladores y, previamente, en camiones congeladores, la cantidad de golpes que pueden sufrir son innumerables.
  • Tienen que tener un sellado hermético. Esto es asimismo fundamental para garantizar que el helado va a mantenerse intacto hasta ser abierto por su consumidor final.
  • Normalmente, suelen ser introducidos en tarrinas de 1L, aunque dependerá del uso que se le vaya a dar al helado.